Se entrega a la Policía uno de los implicados en muerte de agente de Amet y cuya foto apareció en redes sociales - Controlando.Net

Últimas

miércoles, 22 de febrero de 2017

Se entrega a la Policía uno de los implicados en muerte de agente de Amet y cuya foto apareció en redes sociales


SANTO DOMINGO.- Se entregó este martes a investigadores de  la Policía Nacional uno de los acusados de matar a un agente de la Autoridad Metropolitana de Transporte (AMET) el pasado fin de semana, durante un asalto para despojarlo des u arma ocurrido en Las Palmas de Herrera, Santo Domingo Oeste, y cuya foto junto a otro supuesto implicados estuvo circulando en las redes sociales.


Mientras estaba en el Palacio de la Policía, José Joaquín Contreras confesó ante la prensa que es asiduo vendedor de drogas y que por eso ha sido detenido unas tres ocasiones, pero que no tiene que ver con esa muerte y se entregó porque es uno de los que aparece en una fotografía que circula en las redes sociales con un arma de fuego junto a otro joven también armado, la cual alegadamente pertenecía al agente de AMET, Edwin Enmanuel Octavis, quien recibió tres disparos en el asalto, uno de estos en la cabeza.

“Revisen bien la fecha a la foto, que fue tomada antes de diciembre”, indicó Contreras.

Dijo una “muchacha” les hizo la foto y que sí tenía la pistola, arma que él confirma es ilegal, y que ese día estaban borrachos y “hasta tiramos unos tiros”, confesó.

Dice que la imagen fue dada a conocer por oficial de la policía, “un comandante al que llaman Zabala”, y quien cobra “peaje” en Los Alcarrizos para permitir la venta de drogas.

Explicó que usaba el arma porque vendía narcóticos como delivery y que tuvo que dejar de hacerlo porque Zabala lo tenía en zozobra ya que le pagaba un semanal como “peaje de RD$1500.

“Por eso es que nos están vinculando al caso y dicen que la foto es de ahora y con ella nos estábamos burlando de la muerte del AMET, y la pistola que está ahí que tiene el del poloché blanco es de el AMET”, externó Contreras y dijo que por eso Zabala lo estaba chantajeando para que le entregara el arma y que lo llamó un día por la mañana y le cuestionó que hizo unos disparos y que se la entregara “pero como nosotros teníamos confianza yo mismo personalmente le di 50 mil pesos a él” para no dársela, pero que luego accedió y se la entregó personalmente.